Una fotografía de calidad es la mejor base para encargar un retrato. Basta fijarse en algunos detalles, como que el modelo tenga un gesto y una expresión habituales en él; que la fotografía tenga buena luz; o si queremos óleo o pastel, que tenga colores bonitos; y también que tenga detalle, que no sea demasiado pequeña o esté desenfocada.

Cierto que a veces no es posible escoger. Es frecuente por ejemplo trabajar a partir de fotografías antiguas, en las que la mejor opción suele ser mantener en el dibujo ese tratamiento a viejo que le da carácter. Lo importante es tener en cuenta que la fotografía nos dirige en una u otra dirección. Hasta de un selfie se puede llegar a hacer un encargo interesante, siempre y cuando quieras algo desenfadado, juvenil. Pero en cualquier caso lo mejor es consultarnos, podemos asesorarte en el tratamiento gráfico adecuado para sacarle el máximo partido.

Estamos abiertos también a retratos de grupo y a otro tipo de temas como animales, paisajes, arquitecturas y monumentos… así como para encargos en técnicas diferentes. Contacta con nosotros

Encargos de retratos y otros temas
¡Compártelo!
0
    0
    Artículos
    Tu carrito está vacíoVolver a la tienda
    Abrir chat